Otra visión del mundo

Se creará una carta de derechos de los inquilinos en colaboración con las provincias y se ayudará a familias a ser propietarios de sus viviendas, informó Trudeau. Quebec considera “esta iniciativa una nueva invasión a su competencia”


Redacción Crónica Norte

MONTREAL, 30 marzo 2024.— Ante la crisis de alquileres que vive Canadá el primer ministro Justin Trudeau intentó lanzar un salvavidas a los locatarios del país al anunciar una serie de medidas entre ellas ayudar a familias a ser propietarios de sus viviendas y la creación de una nueva carta de derechos de los inquilinos en colaboración con las provincias.

Esto, como parte de un adelanto de las propuestas que Ottawa presentará en su presupuesto federal el próximo 16 de abril. 

Vivienda, principal preocupación

El primer Ministro de Canadá reconoció que la vivienda es una de las principales preocupaciones de los jóvenes en la actualidad; “esto es especialmente cierto para los inquilinos, que tienen la impresión de que todo juega contra ellos”, afirmó el mandatario de paso por Vancouver.

Antecedentes de alquiler

Y agregó: “Vamos a modificar la carta hipotecaria canadiense y pedir a propietarios, bancos, agencias de evaluación de crédito y empresas de tecnología financiera que se aseguren de que su calificación crediticia tenga en cuenta los antecedentes de alquiler. El pago del alquiler cada mes es una prueba de fiabilidad que debe contar cuando usted solicita una hipoteca”.

Derechos de los Arrendatarios

El primer ministro anunció también la creación de una Carta de Derechos de los Arrendatarios de Canadá, que se elaborará y aplicará en colaboración con las provincias y los territorios. “Los propietarios deben proporcionar un historial claro de los precios de alquiler, para que los inquilinos puedan negociar equitativamente”.

Rechazo de Quebec

Sin embargo, la noticia no fue bien recibida por Quebec al considerar que “esta iniciativa es una nueva invasión de los campos de competencia de la provincia”.

El gobierno de François Legault lamentó que Ottawa no lo tomara en cuenta a la hora de elaborar su plan. “Es un modo de actuar muy discreto”, dijo el ministro responsable de las Relaciones canadienses, Jean-François Roberge.

“La respuesta es no”

Afirmó que “no se trata de tolerar esta nueva invasión de los ámbitos de competencia de Quebec. La respuesta es simple, es no”.

Roberge consideró que “si el gobierno federal quiere contribuir a reducir la crisis de la vivienda, sólo tiene que reducir la inmigración temporal y el número de solicitantes de asilo”. Con su política de inmigración, el gobierno de Trudeau “aumenta artificialmente la demanda de vivienda, lo que es parte del problema”, denunció.

Con información de Radio-Canadá y La Presse.

lunes, abril 08, 2024 Canadá
lunes, abril 08, 2024 Canadá
lunes, abril 08, 2024 Canadá