Otra visión del mundo

Legisladores del Parti Québécois y Québec Solidaire sólo juraron lealtad al pueblo quebequense y quedan en el limbo político. Rendir juramento a la corona es requisito para sentarse en la Asamblea


Redacción Crónica Norte
MONTREAL, 23 octubre 2022.— Tal como prometieron, los tres diputados electos del Parti Québécois se sumaron a los de Québec Solidaire y se negaron a prestar juramento al rey Carlos III, requisito obligatorio para ocupar su puesto en la Asamblea Nacional. Por esta acción, estos legisladores están por el momento en el limbo político.

En una ceremonia, el líder Paul St-Pierre Plamondon y sus compañeros Joël Arseneau y Pascal Bérubé sólo juraron lealtad al pueblo quebequense. Luego, el dirigente explicó que “no se puede servir a dos amos”. Jurar a la corona es un acto de humillación y “condena a cada elegido del pueblo a la hipocresía”, añadió.

Los trabajos parlamentarios se reanudan el 29 de noviembre. Los legisladores de Parti Québécois y Québec Solidaire tienen hasta esa fecha para convencer a los demás que les dejen ocupar su lugar en la Asamblea Nacional. Una moción para eximirlos del juramento ya fue rechazada el martes por parte del gobierno de François Legault.

lunes, noviembre 28, 2022 Canadá
lunes, noviembre 28, 2022 Canadá
lunes, noviembre 21, 2022 Canadá