Otra visión del mundo

En la carrera hay unas seis empresas y producto final estará listo en 2021, pero mientras el mundo ya se dividió y en el mercado podremos encontrar vacunas para pobres, para ricos y una más ideológica


Por Rubichelo Monde
Crónica Norte

MONTREAL 18 agosto 2020.— El martes pasado el presidente ruso Vladimir Putin anunció que su país ya tenía la vacuna contra el covid-19; una vacuna “segura y eficaz”, según sus propias palabras. Inmediatamente después de su discurso se echó a andar la maquinaria de propaganda mediática tanto de Occidente para descalificarla, como de la propia Rusia para defenderla. Porque, si usted no se había dado cuenta, esto es la guerra, la guerra de las vacunas.

Es así que nosotros podemos ver cómo políticos de varios países, sin haber leído un libro de medicina, tienen una opinión en favor o en contra, tomando una posición extrema, sin medias tintas.

El anuncio de Putin daría a entender que Rusia se encuentra en la delantera en esta carrera en la que participan al menos seis vacunas, pero no. Todas las vacunas están en fase 3, es decir en pruebas con voluntarios humanos, y la mayoría de ellas estarían listas para enero de 2021. Pero mientras llega la vacuna final, el mundo ya se dividió y la danza de los millones de dólares ya comenzó.

Las autoridades rusas aún no revelan el precio por unidad, pero el precio revelado por las empresas competidoras nos hace ver que en el mercado habrá para todos los bolsillos con precios que van desde los 3 dólares estadounidenses hasta los 30 dólares por unidad. Y también para distintas ideologías.

Así, la vacuna de la farmacéutica La Moderna costará entre los 32 y 37 dólares. Esta es la más cara y se vendería únicamente a los gobiernos con alto poder adquisitivo. Países como Estados Unidos y Canadá ya hicieron un pedido.

Por su parte la Universidad de Oxford y AstraZeneca dicen que ofrecerá la vacuna al costo de producción que sería 2.8 dólares. Esta es la más barata y será adquirida por la mayoría de países de América Latina, donde México y Argentina ya se ofrecieron para producirla. También casi la mitad del lote de vacunas que comprará la Unión Europea será con esta firma.

En medio encontramos la de Pfizer y BionTech con un costo de 19.50 dólares. Canadá y Japón están entre los países que han realizado un pedido a esta alianza farmacéutica.

Y ¿quién comprará las vacunas rusas? Pues claro que los aliados ideológicos como Cuba, el estado brasileño de Paraná, gobernado por un socialista y Nicaragua.

Si hacemos cuentas podemos decir que AstraZeneca lleva la delantera, ya que por su bajo costo, tiene pedidos de casi todos los países. Así que si multiplicamos millones de dosis por 2.8 dólares dan millones de dólares. Sólo hay un pequeño detalle: AstraZeneca exige a cada país tener protección legal para no sufrir futuras demandas por posibles efectos secundarios de la vacuna. Y dado el volumen de demanda, podemos deducir que todos han dicho que sí. 

Así pues, va la carrera de las vacunas contra el coronavirus y en el mercado encontramos vacunas para ricos, vacunas para pobres y la vacuna ideológica. Ahora sólo falta que alguien invente una vacuna contra la torpeza política.

lunes, mayo 03, 2021 admin Canadá No comments
lunes, abril 26, 2021 admin Canadá No comments
lunes, abril 26, 2021 admin Canadá No comments